Blog

Errores habituales de los autónomos en España

EmprendedoresFiscalGastos deducibles

En este artículo haremos un resumen de los errores habituales que cometen los autónomos que nos consultan a diario. Esperamos que de esta forma te ayude a evitarlos o al menos ser consciente de lo que puede ocurrir si los cometes.

1. Errores habituales de los autónomos al darse de alta

Son muchos los errores que cometemos cuando queremos darnos de alta, muchas veces sin querer y otras por puro desconocimiento. Te presentamos cinco de las más habituales, por si pueden servirte de ayuda en el futuro.

1.1. No capitalizar el paro

Es algo que ocurre a menudo y es cuando un autónomo se da de alta y se da cuenta de que podría pedir el pago único. 

Ten en cuenta que debes pedir el pago único antes de darte de alta en la Seguridad Social. Si lo haces después, no tendrás derecho y te lo denegarán.

Echa un vistazo a nuestro artículo sobre cómo cobrar el pago único y a los requisitos para ser autónomo y seguir cobrando el paro.

1.2. No elegir el IAE correcto

Es cierto que hay actividades que tienen su IAE específico y no te puedes equivocar al elegirlo. Pero no es lo mismo desarrollar una actividad de programador informático (IAE 763/2) que ser “consultor”. Existen consultores informáticos, de marketing, de diseño, etc. Cada uno con su IAE o incluso con varios dependiendo del medio de desarrollo de la actividad. 

Es esencial tomarte el tiempo para analizar qué actividades vas a desarrollar. Piensa que esto repercutirá en qué impuestos vas a pagar. Por ejemplo, si eres escritor, no es lo mismo escribir artículos en blogs que escribir para revistas y periódicos (para saber más en detalle mira este artículo sobre el tema).

1.3. No afectar espacio a la actividad

Hay un antes y un después de la pandemia del año pasado en cuanto al lugar de trabajo. Y es que en 2021 se estima que más del 60% de autónomos en España trabajan por completo o parcialmente desde su casa. 

El error viene de que la gran mayoría no afecta un espacio de su vivienda para el desarrollo de su actividad. Por lo tanto, no pueden deducirse ni gastos de suministros ni otros gastos relacionados. Quieras que no, allí se les va un piquito cada mes que podrían ahorrar. Aquí puedes ver cuáles son los gastos deducibles si trabajas en casa. ¡Haz las cuentas y empieza a ahorrar!

1.4. Darse de alta solo en Hacienda

Es evidente que la cuota de autónomo se hace cada vez más alta y cada vez más difícil de pagar. Por ello, muchos emprendedores que van a darse de alta de autónomo “investigan” en Internet qué formas hay para evitar pagarla.

Hay muchas páginas que te dicen que si no llegas al SMI (Salario Mínimo Interprofesional), no tienes la obligación de darte de alta en la Seguridad Social. ¡Pues esto es un error! Y es que no depende únicamente del SMI, sino también de si trabajas por proyectos puntuales o de forma continuada para los mismos clientes cada mes. 

En este artículo hicimos una detallada explicación y con ejemplos de sentencias en Tribunales de cómo funciona el alta con salario menor del SMI.

1.5. No elegir el régimen de tributación adecuado

Cuando te das de alta en Hacienda tienes que indicar si quieres hacerlo en el régimen de estimación directa o en estimación objetiva. Y aquí es donde se equivocan muchos autónomos. La diferencia es muy grande y de ello dependerá lo que pagarás de impuestos a Hacienda.

Hemos escrito mucho sobre qué interesa más, si darse de alta estimación directa o en módulos (estimación objetiva). Por nuestra experiencia de más de 15 años de profesión, vemos que la gran mayoría de autónomos eligen la estimación directa. Eso sí, elige bien dependiendo de las circunstancias particulares de tu negocio.

2. Errores al incluir gastos deducibles

Hay muchas dudas en cuánto qué gastos me puedo deducir si soy autónomo (aquí tienes una lista muy completa). Y en concreto hay ciertos gastos que la gran mayoría de autónomos consideran deducibles, pero o no lo son o no al 100%. Veamos qué problemas se pueden dar si Hacienda te revisa:

2.1. Tus gastos personales

Estos son los más comunes, tal vez por desconocimiento o dudas, pero lo cierto es que los autónomos suelen deducirse gastos procedentes de compras personales que no tienen nada que ver con su actividad. 

Hacienda no tolera las desgravaciones de ropa, peluquería o comida entre otras, siempre teniendo en cuenta que no son necesarias para el desarrollo de la actividad.

2.2. El coche

El empresario o profesional que compre un coche solo se puede deducir el 50% del IVA, no pudiendo amortizar nada del valor del vehículo. Excepción sería si en tu caso utilizas el vehículo como herramienta imprescindible para la realización de tu actividad. Entonces podrías deducir el 100% del IVA y el 100% de la base.

Ejemplos: si eres conductor de un taxi, agente comercial, transportista, etc. En cuanto a las multas de tráfico es mejor no incluirlas como deducibles (y es que las sanciones en general no lo son), porque Hacienda tiene acceso a todo este tipo de sanciones, así que lo más probable es que las detecten.

2.3. Gastos vacacionales

Salta a la vista cuando un viaje es de ocio y no de negocios, por lo que no intentes deducirte los gastos de unas vacaciones familiares, es muy probable que Hacienda se dé cuenta. 

Algunos autónomos o empresarios deducen los gastos de las vacaciones realizadas con sus familias, y que, por lo tanto, no tienen ningún fin laboral, sin percatarse del error.

2.4. Los tiques de combustible

Con los recibos de comidas, compras en supermercados, gasolineras o restaurantes no puedes deducirte IVA, porque este tipo de tiques no llevan el nombre de la empresa que lo solicita. Es decir, no se puede identificar a la persona que ha realizado el gasto. Parece ser que los autónomos dependientes son los más propensos a realizar este tipo de deducciones.

3. Errores habituales de los autónomos en renta

También se cometen ciertos errores en la elaboración de la declaración de la renta en el caso de autónomos. Vamos a ver los tres errores más repetitivos en renta y cómo evitarlos.

3.1. El hogar

Es muy común que algunas personas realicen la deducción de una vivienda que ya no es la habitual, es decir, ya no resides en esa vivienda y, por lo tanto, aunque la estés pagando, si no es tu vivienda habitual no tienes derecho a deducción. Hacienda podría comprobar el consumo en luz y agua y verificar que nadie vive ahí.
Otro caso relacionado con la vivienda es el de financiación. Cuando financias con la hipoteca la compra de un coche y te lo desgravas todo. ¡Esto es incorrecto! En realidad solo puedes deducirte la parte correspondiente a la vivienda.

3.2. Arrendamientos

Al igual que en los casos de las viviendas, Hacienda tiene varias formas de comprobarlo, bien por terceras personas o bien por la vía de consulta de consumo de agua, luz, gas, etc.
Cuando el contrato de alquiler está a nombre de solo uno de los inquilinos, es decir, en la casa viven varias personas, solo se podrá deducir el alquiler el que figure como titular del contrato. En el caso de que haya varios titulares la deducción debe producirse a partes iguales realizando una división de los gastos.

3.3. Gastos familiares

Es un error que los dos miembros de una pareja de hecho, o de un matrimonio que realiza la declaración por separado, se deduzcan el 100% de los gastos de los hijos. Lo correcto es que se reparta la desgravación entre los dos padres.
En la declaración de la renta existe la posibilidad de aplicar deducciones por un hijo menor de 25 años que no aporte ingresos. Un grave error sería aplicarlas cuando ya tu hijo ha superado los 25 años de edad.


Artículos relacionados

Dejo mi actividad, pero sigo asumiendo gastos, ¿son deducibles?

Gastos deducibles si trabajas en casa. Vivienda ganancial.

A veces pago gastos en efectivo, ¿puedo tener problemas?

Gabriela
Gabriela

Gestión web.
Responsable de relación con el cliente.

LinkedInFacebookTwitterYouTube